4-p-marketing-digital

Las 4P del marketing digital que dispararán tus ventas online

¿Conoces las 4P del marketing digital? Son un recurso esencial para enfocar tus ventas, guiar tu proyecto y conseguir hacer crecer tu empresa. Si estás empezando con un marketplace y quieres consolidarlo en el mercado, esta información te será muy útil para diseñar correctamente una estrategia de ventas que te ayude.

Producto

Este es el elemento principal de cualquier campaña de marketing. Y también será el responsable de sostener tu empresa y de darle entidad y proyección en un futuro. ¿Qué es lo que vendes y por qué lo haces? Tienes que tener muy claro qué ofrece tu empresa, en qué consiste tu producto, qué ventajas presenta para tus potenciales clientes y qué usos o atributos lo constituyen.

Más allá de la información, tienes que esforzarte por ofrecer algo que tenga valor. Este, obviamente, puede variar. Y es que puedes ofrecer un precio más bajo que tu competencia, una calidad mayor, un menor tiempo de entrega u otro tipo de intangibles, como una excelente atención al cliente. La idea es darle valor e importancia a aquello que estés ofreciendo.

Si, por ejemplo, todavía no has escogido qué vas a vender puedes buscar en los catálogos de grades mayoristas especializados en la venta online, como BigBuy, para encontrar un nicho interesante. Además, te ofrecen la opción de enviarlos mediante un modelo dropshipping. Tus primeros esfuerzos se tienen que dirigir al producto que vayas a ofrecer.

Precio

Otro elemento clave. No solo va a poner en valor tu producto, también de él dependerá la sostenibilidad de tu empresa, así como relacionarlo con las ofertas de la competencia. ¿Vas a ser el vendedor más barato? ¿Vas a apostar por incrementar tu margen de beneficios? Fijar esto será crucial, ya que en base al precio tu empresa seguirá un rumbo u otro. Estos son algunos factores que te pueden ayudar a establecerlo:

  • El coste y el beneficio de cada venta. Tienes que buscar una cifra que finalmente te compense.
  • Estudia el precio que los consumidores están dispuestos a pagar, llegado el momento. Esto te dará una horquilla sobre el precio final que vayas a fijar.
  • Haz una comparativa con tu competencia. Mira la oferta de empresas similares a la tuya para ver entre qué rango de valores suelen moverse.
  • Entiende bien tu producto. El grado de necesidad de los clientes así como la dificultad o facilidad de conseguirlo en la competencia.

Punto de venta o distribución

Vamos ahora con la logística, un paso clave que te ayudará a organizar las entregas y ofrecer un tiempo estimado para que la compra llegue a tus clientes. Aquí tienes que medir cómo almacenar tus productos, de qué manera transportarlos, en qué rango de tiempo y hasta qué puntos puede llegar tu sistema de transporte. Se trata de cuestiones técnicas que puedes resolver buscando empresas de envíos, así como otras de almacenaje que te puedan ayudar a mover o guardar tus productos.

Piensa que esto será fundamental para ofrecer un servicio eficiente.

Promoción

Aquí estamos ante la parte más visible de tu negocio: el marketing. Los pasos a seguir son:

  • Marcarse unos objetivos. Ya sea en volumen de ventas, crecimiento o en la comunidad que quieres conseguir alcanzar.
  • Diseñar una estrategia. ¿Vas a utilizar el marketing de influencers? ¿Apostarás por el contenido? ¿Qué ideas barajas? La estrategia define la forma en la que vas a alcanzar estos objetivos.
  • Selecciona los canales: desde las redes que emplees hasta dónde pongas los anuncios (online offline, por ejemplo) y bajo qué palabras o criterios de búsqueda.
  • La inversión. Finalmente, fijar si vas a acceder a tu público a través de anuncios o si será todo de una manera puramente orgánica.

Las 4C para vender más

Existe otro modelo dentro del marketing que también puede ser muy interesante para ti. Y es que te ayudará a aumentar tus ventas. Se trata de ponerse, precisamente, en el lugar del otro.

  • El consumidor. ¿Quién es el comprador ideal y qué busca? Trata de meterte un poco en su mente y en su forma de hacer las cosas para acercarte a él y ofrecerle el tipo de producto que más le pueda interesar.
  • Costo. Piensa en cuánto puede ser un precio adecuado para él. Es decir: lo que estaría dispuesto a pagar.
  • Conveniencia. ¿Qué estaría dispuesto a hacer el cliente medio para pagar tu producto? ¿Cuánto tiene que bucear en tu página, cuánto va a pagar y con qué comodidad o prestaciones lo haría?
  • Comunicación. ¿Qué voz les vas a dar y de qué manera responderás sus dudas o sugerencias? Algo crucial para determinar la satisfacción que puedan tener con tu marca.

En definitiva, las 4P del marketing digital son una guía orientativa muy útil que te pueden aconsejar acerca de qué hacer con tu e-commerce y de cómo puedes sacarlo adelante. ¿Ya las has aplicado en tu estrategia? Cuéntanos en los comentarios qué resultados te han dado.

Escribe un comentario

Ver más

  • Responsable: El titular del sitio.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad